Relación entre Cielo y Hombre

2019, el año del Cerdo de Tierra

En Medicina China existe una relación entre el Hombre y el Cielo. El Hombre, al igual que el Cielo experimenta un cambio continuo y cíclico que se expresan a través de los 5 movimientos y los 6 Qi. Para los fundamentos de la Medicina China, el ser humano posee 5 zang (órganos) y 6 grandes meridianos que expresan estas transformaciones. Estos 6 grandes meridianos vehiculan la energía del Cielo en su aspecto yang y yin.  A nivel más terrestre, el Qi y la Sangre de los 12 meridianos corresponden a las transformaciones de los 5 movimientos o soplos. Vemos la relación que existe entre los troncos celestes y las ramas terrestres y la conexión entre adentro y afuera a nivel del cuerpo.

Desde el 5 de Febrero 2019, hemos dejado el año del Perro para entrar en el año del Cerdo de Madera. El año del Cerdo es el número 12 en el ciclo de los 12 animales del horóscopo chino. Para la tradición china, el cerdo es considerado compasivo, generoso, ambicioso, responsable y modesto. La salud del cerdo suele ser constante, sin demasiados altibajos, pero tienen una propensión a comer cualquier cosa en cualquier momento como si ni hubiera mañana. 

El año del Cerdo de Tierra, suele ser la de la comunicación. Este año tiende a ser alegre, despreocupada, ha de prevaler el positivismo.

Este principio de año, a nivel más físico, también estará marcado por ascensos y descensos energéticos, con grandes afectaciones a nivel de calor en la parte alta, en la cabeza y posible compensación inversa de frío en piernas y pies. Unos síntomas muy probables, por ejemplo pueden ser los dolores de cabeza leves o fuertes así como la ansiedad. 

Es un buen momento para la prevención. Si este es tu caso o te notas más nervioso de lo normal, no te preocupes, en Centre Holístic, estamos aquí para equilibrarte.

Acupuntura, Fitoterapia China, Dieta energética, Shiatsu son unas de las herramientas que ponemos a tu disposición. Consúltanos.

¡Feliz año del Cerdo de Tierra!   

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*