La Ansiedad como sí es muy complicada de identificar, primero porque es adaptativa, es decir que el cuerpo va tolerando y adaptándose a los cambios energéticos y anímicos que puede sufrir la persona sin que ella se de cuenta.

La Ansiedad se puede manifestar de muchas formas, las más frecuentes siendo las siguientes:
  – Presión o dolor en la parte torácica
  – Sensación de sofoco
  – Acortamiento respiratorio
  – Malestar generalizado
  – Sensación de hormigueo
  – Sensación de miedo o de perder el control, de morir, de volverse loco.
  – En casos más avanzados, sus manifestaciones llegan a ser las siguientes:
  – Malestar abdominal con posibles náuseas o arcadas
  – Nudo en la garganta o en la boca del estómago
  – Palpitaciones
  – Taquicardia
  – Rubor malar o escalofrío
  – Sudor espontáneo o sudoración en las palmas de manos y pies.
La Ansiedad también puede causar temblor o sacudidas, desconexión con el entorno, vértigo, inestabilidad, desmayo…
Su etiología es amplia, pero en la mayoría de los casos, sus causas son el estrés, tanto emocional, social o ambiental y también la toma de algunos medicamentos a largo plazo (cortisona, anticonceptivos,…).  Básicamente, el cuerpo está sujeto a unas presiones externas y se va adaptando, ajustándose lo mejor que puede. Cuando llega al límite de su resistencia, es cuando la ansiedad o la aparición de sus síntomas salen a la luz y empieza el malestar.
El tratamiento de la ansiedad no puede ser uniforme para todos, ya que cada uno es distinto, cada cuerpo tiene su propia resistencia, y cada uno reacciona de una manera diferente.
En Centre Holístic, nuestro tratamiento se adapta a ti!
Las terapias alternativas que combinamos y que ponemos a tu disposición son las siguientes:
La Acupuntura tiene un efecto relajante general, descontracturante y drenante. Además de quitar los síntomas y de tratar lo que más se nota, su aplicación está enfocada a tratar la raíz del problema presentado.
La Fitoterapia China actúa a nivel interno. En efecto, la ansiedad provoca un desequilibrio a nivel de neurotransmisores que se restablece mediante la acción energética, drenante y tonificante de la fitoterapia china. Actuando desde el interior y sobre el equilibrio interno, las células del cuerpo se van drenando y oxigenando para volver a equilibrar el cuerpo.  La Fitoterapia consigue una reconstitución interna de larga duración.
El Masaje Tuina, como otras de las técnicas de la Medicina China no solo tiene el propósito del amasamiento de la fibra muscular sino que tiene en cuenta la parte energética de las zonas a tratar y tiene un efecto directo sobre las zonas sensibles. El Tuina consigue tratar tanto las estructuras a nivel local como el diafragma, al espalda y el cuello muchas veces encogidos por ansiedad.
La Biodinámica Craneosacral, a través de un tacto sutil contacta con el sistema nervioso parasimpático. Es él quien regula el descanso y la relajación. Un cuerpo con ansiedad se tensa y a la vez se moldea a la carga que supone el estado ansioso. La propi maleabilidad del cuerpo como una matriz tensil hace que las propias tensiones pueden aparecer en cualquier sitio. La Biodínamica Craneosacral reconoce las tensiones, se ablandan y desparecen. Le permite al sistema liberarse de las tensiones provocadas por la ansiedad.
La Auriculoterapia es una técnica de inserción de agujas o la aplicación de semillas o imanes en el pabellón auricular. Es una zona refleja de todo el cuerpo tanto a nivel interno como externo. Actuando sobre puntos específicos de la oreja, se consigue un desbloqueo energético y emocional teniendo un efecto directo sobre la ansiedad.
El Quiromasaje combina maniobras y técnicas manuales directamente destinadas a relajar la musculatura y otras estructuras del cuerpo, liberándolas de sus bloqueos. Su efecto es inmediato.
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*